Jubilación

Cinco pasos clave para preparar (adecuadamente) la jubilación

Jonathan Knowles (Getty Images)

Que se pueda mantener el bienestar financiero una vez que una persona acceda al retiro depende, en buena medida, de ella misma. Hay que ser previsores, utilizar el tiempo a su favor y ser consecuentes con las decisiones tomadas para alcanzar objetivos. Aquí se resumen los cinco grandes pasos que todo el mundo debería dar para preparar adecuadamente la jubilación.

1. Reflexión

El primer paso es entender qué es para cada uno la jubilación, “un ejercicio de reflexión personal en el que miremos hacia nuestro futuro y pensemos realmente qué queremos, qué tipo de jubilación le gustaría tener y qué le gustaría hacer cuando deje de trabajar. ¿A qué va a querer dedicar el tiempo? ¿Va a querer jubilarse a los 65 años o prefiere jubilarse parcialmente y seguir trabajando, pero de otra forma?”, apunta Belén Alarcón, socia y directora de asesoramiento patrimonial de Abante.

Esta experta considera que responder a estas cuestiones va a permitir definir cada proyecto biográfico y proyectar a largo plazo lo que se quiere, “para después pintar esos objetivos que tenemos en números. De esta forma podrá saber cuánto cuesta todo eso que quiere hacer, cuál es su punto de partida y, en consecuencia, cómo tiene que poner a trabajar el dinero para que le ayude a conseguirlo”.

2. Previsión

Enrique Borrajeros, presidente del comité de comunicación de EFPA España, recuerda que la pensión pública precisa, en la mayoría de los casos, de un complemento de ahorro personal adicional. Por tanto, en su opinión, “definir cuál es el escenario de jubilación y con qué recursos va a financiarla es, sin duda, no solo el primer paso, sino el más importante”.

En este mismo sentido se expresa Virginia Calderón, subdirectora de desarrollo del negocio vida individual de Mapfre España: “Cualquier persona que trabaje tiene la necesidad de ahorrar de cara a su jubilación, dado que la pensión pública que recibirá entonces será menor que los ingresos que está recibiendo por su dedicación laboral”. Y pone cifras a esa afirmación al recordar que la pensión media actual por jubilación es de 1.375 euros al mes, mientras que la de los trabajadores autónomos es de 915 euros; “por tanto, todos tendrán que disponer de un capital que permita ir complementando la pensión si no se quiere ver perjudicado el nivel de vida”.

De hecho, según Giorgio Semenzato, CEO y cofundador de Finizens, “en el caso de la jubilación, el momento de empezar a planificarla es antes de ayer, porque, hoy por hoy, no existe ninguna certeza sobre la posibilidad de que se pueda mantener el nivel de vida una vez llegue el merecido momento de retirarse después de una vida de esfuerzo”.

En cualquier caso, para estimar los ingresos, “la Seguridad Social pone a disposición su simulador Jubilación, el cual tiene en cuenta todas las cotizaciones y, en base a estas, proyecta la pensión futura”, apunta Joaquín Soria, jefe de banca de particulares en Ibercaja. “Una vez conozca los ingresos de los que dispondrá, tendrá que ver qué diferencia existe entre estos y los que realmente puede necesitar para mantener el nivel de vida y también para, llegado el caso de dependencia, poder afrontar gastos relacionados con residencia, cuidados, etc.”, añade este experto.

3. Planificación

Una correcta planificación de la jubilación debería pasar, en primer lugar, por hacerse una serie de preguntas claves en esta decisión. Entre ellas, José Luis Manrique, director de estudios y estadísticas del Observatorio Inverco, propone: “¿A qué edad quiere y puede jubilarse? ¿Qué ingreso previsible tendrá cuando se jubile, en función de las circunstancias, incluyendo la pensión pública que le corresponda y el ahorro privado? Y la más importante, ¿qué ingreso querrá tener o necesitará tener cuando se jubile?, y derivado de ello, ¿cuándo debería empezar con el plan de ahorro? Si además puede hacerlas con un experto, mejor aún”, agrega Manrique.

Para Fernando Miguel Enríquez, director de negocio ahorro de VidaCaixa, “aunque un buen plan de ahorro para la jubilación debe tener en cuenta las necesidades y situación de cada persona, así como su perfil de riesgo, creemos que el horizonte temporal hasta la fecha de la jubilación es clave para definir la planificación con los clientes”.

Eva Valero, directora de vida ahorro y pensiones de Caser Saving and Investment Solutions, hace hincapié en que “necesitará saber cuánto ahorro deberá acumular para tener la jubilación que ansía. Para ello, existen simuladores, como el de la propia Caser, que indican cuánto debe ahorrar cada mes para conseguirlo”.

4. Elección

Una vez se tenga respuesta a las preguntas anteriores, es el momento de decidir a través de qué instrumento se pueden conseguir los objetivos de cada uno.

Según el director de estudios de Inverco, se deberá elegir de entre todas las opciones la que suponga un menor esfuerzo de ahorro, la que sea más favorable fiscalmente y la que sea la más eficiente en cuanto a la rentabilidad adicional que le puede aportar. “Y hay un instrumento que cumple a la perfección con las tres condiciones, y que además está diseñado expresamente para ahorrar para la jubilación: el plan de pensiones”.

También en Santander Asset Management resaltan que este continúa siendo el instrumento de ahorro para la jubilación más interesante, “ya que sigue manteniendo el atractivo fiscal, a pesar de los cambios regulatorios de los últimos años, y reúne las características que debe tener un producto de ahorro para nuestra jubilación, como son seguridad, diversificación, gestión profesional y fiscalidad atractiva”. Valero, por su parte, menciona los PIAS (plan individual de ahorro sistemático), cuyo límite de aportación máxima anual es 8.000 euros “y, en este caso, cuando se rescate el ahorro, si se tiene más de 65 años y lo hace en forma de renta vitalicia, las plusvalías están exentas de tributar”.

5. Sistematización

Para la experta de Mapfre España, que cree que cualquier persona tiene la capacidad, en mayor o menor medida, de ir guardando a lo largo del tiempo, ahorrar significa “trasladar ingresos actuales al futuro, posponer en el tiempo un derecho de disfrute económico, y esto a nadie le gusta inicialmente, pero para ir acumulando ese capital es mejor no dejarlo para el final, sino empezar a ahorrar cuanto antes”. De hecho, para que ahorrar a largo plazo sea más fácil, “lo óptimo es detraer directamente una parte de nuestros ingresos periódicos mensuales”.

Asimismo, en Santander AM recuerdan que establecer un régimen de aportaciones periódicas (en la medida de las posibilidades de cada uno) y empezar cuanto antes son claves para alcanzar el gran objetivo: mantener, como mínimo, nuestro nivel de vida cuando estemos jubilados. “Debemos tener en cuenta que el tiempo es nuestro mejor aliado, junto al efecto del interés compuesto, de tal forma que a mayor tiempo ahorrando, menor es el esfuerzo para lograr nuestro objetivo”, concluyen.

Tecnología y Estados Unidos, la fuente de los planes más rentables

Los planes de pensiones son productos financieros concebidos específicamente para el ahorro para la jubilación, es decir, a largo plazo. Por eso resulta interesante ver cuál es su rentabilidad a años vista. 

En el cuadro adjunto, en el que se señalan los planes con mayor retorno en la última década en diferentes categorías, “vemos cómo con un enfoque a 10 años los planes más destacados son aquellos con un perfil de riesgo más elevado. En concreto, destacan los de renta variable y sectoriales, con un enfoque a productos tecnológicos o a la renta variable norteamericana”, observa Sergio Ortega, responsable de comunicación del proveedor de datos VDOS. 

Efectivamente, las estrategias que mejores rendimientos han dado son BBVA Plan Telecomunicaciones, que avanza un notable 340%, gracias a basarse en valores de mediana y alta capitalización del sector teleco. Le sigue, con un 232% a 10 años, Naranja Standard & Poor’s 500, un fondo gestionado por Renta 4 y distribuido por ING, y que se centra en el índice que representa a los 500 principales valores negociados en Estados Unidos. La medalla de bronce en la década es para Acueducto RV Norteamérica (199%), gestionado por Caser Pensiones y de la misma categoría que el anterior.

 “Con unas rentabilidades más modestas, pero también con un perfil de riesgo más ajustado, los productos de renta fija también han ofrecido rentabilidades atractivas a los ahorradores a largo plazo, destacando igualmente los productos con un enfoque USA y global”, apunta el experto de VDOS.

En este caso, el mayor retorno lo ofrecen planes de rentabilidad objetivo como Ibercaja de Pensiones Horizonte 2024, con un 18,8%, o Santalucía Vida Empleados Renta Fija (17,6%). Respecto al plan en tercera posición, Arquia Banca Plan Objetivo 2024 (12,4%), invierte principalmente en valores de alta calidad crediticia y elevada liquidez. En cuanto a los planes mixtos, sobresale el 126,5% del Merch­banc Global, y los retornos de Naranja 2050 y Naranja 2040, con un 100% y 85,4%, respectivamente.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Related Posts

El sector del motor cae tras la presentación de los resultados de Volvo y Mercedes

La inflación galopante, el alza de los tipos de interés y la consecuente desaceleración económica de las principales economías ha pesado en el sector del motor. Este jueves…

¿Qué beneficios tiene ahorrar con planes de pensiones indexados?

Lo habitual es ver en el mercado fondos indexados. Sin embargo, también se comercializan en formato plan de pensiones para, en opinión de Carlota Corral, directora de inversiones…

La banca paga más por los depósitos a cambio de contratar fondos

La banca española lleva meses arrastrando los pies para trasladar la subida de tipos de interés a los depósitos. Mientras que en las hipotecas es automático, en el…

Renta fija a corto plazo, el flotador para el verano

Se escucha a todas horas: la renta fija es el caballo ganador de 2023. Tras años con rentabilidades nulas o negativas, la deuda está ofreciendo actualmente un retorno…

Empujón extra para el ahorro

La mejor fórmula para ahorrar de cara a la jubilación es hacerlo de manera sistemática, mes a mes. Guardando una cantidad, aunque sea pequeña, y siempre en función…

Todas las vías para convertir la casa en una renta para la vejez

El Ayuntamiento de Sant Esteve Sesrovires y su residencia de ancianos, en quiebra y a punto de desaparecer, se enfrentan sobre la forma de gestionar los ingresossusanna sáez…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *